/ Política - Otros
Espíritu de la provincia de Kangwon
  En la historia de la revolución coreana brillan los espíritus por la época que dieron lugar a cambios y hechos prodigiosos inauditos.
  Es uno de ellos el espíritu de Kangwon, provincia situada al sur del país.
  Es una región débil en lo económico y desfavorable en lo natural y climático, porque la mayoría de su territorio lo ocupan las montañas.
  Sin embargo, su población dio fuerte impulso al desarrollo regional, autoabasteciéndose de todo lo necesario, con el espíritu de apoyarse en sus propias fuerzas y de tenaz lucha. En este proceso nació el espíritu de la nueva época, el de la provincia Kangwon.


  Durante la visita a la Central Hidroeléctrica "Ejército y pueblo" de Wonsan, efectuada en diciembre de 105(2016) de la Era Juche, el estimado compañero Kim Jong Un calificó a los funcionarios, militantes partidistas y trabajadores de dicha provincia como indoblegables luchadores que comprobaron con su práctica la gran vitalidad de la idea de conceder prioridad al autofortalecimiento, y como creadores de dicho espíritu.
  Este espíritu se interpreta como el de hacer realidad sin falta el anhelo patriótico que el gran General Kim Jong Il quería cumplir para construir una potencia. Tiene por su esencia la autoconfianza y el autoabastecimiento. En otra palabra, es núcleo del espíritu de la provincia Kangwon la posición de allanar con su fuerza el camino para la subsistencia.
  Su población dio solución a todos los problemas surgidos, ateniéndose en su propia fuerza, técnica y recursos locales.
  El espíritu revolucionario de la autoconfianza y la pretensión de lograr de continuo la victoria todavía mayor era su convicción y voluntad.





  Así fue como, Kangwon, otrora atrasada que otras provincias, se ha hecho la localidad que prospera por cuenta propia, y abanderado de la edificación de la potencia socialista.